Post Image

Esta es una de las cosas que más me fascina de LPF, su incidencia de forma holística en nuestro cuerpo

Saludos a todas esas personas interesadas en Low Pressure Fitness. Soy Marta Alonso, entrenadora certificada LPF con residencia en Tenerife. 

Inicié mi formación en 2012 tras investigar un poco en qué consistía el entrenamiento de baja presión; la lectura de un artículo en una revista de divulgación deportiva llamó mucho mi interés y no paré hasta encontrar a los mejores profesionales con los que formarme. Así conocí a Piti Pinsach y Tamara Rial. Desde entonces he mantenido una formación continua con ellos en LPF. Entre los módulos, especializaciones, formación online y actualizaciones he conseguido ampliar mis conocimientos y disponer de una técnica maravillosa que me ha permitido dedicarme de lleno a esta práctica, tanto a nivel personal como profesional.

Llevo 7 años impartiendo clases de LPF, en mis grupos hay alumnos/as que llevan años de continuidad en su práctica y cada mes comienzan nuevos/as con diversos intereses y objetivos de entrenamiento. Esta es una de las cosas que más me fascina de LPF, su incidencia de forma holística en nuestro cuerpo, cómo podemos abordar diferentes patologías con una práctica tan específica que complementa cualquier otra práctica deportiva, ayudándonos a mantener un equilibrio y mejorando nuestras marcas en esa actividad física que nos apasiona. 

De 2017 hasta Octubre de 2019, formé parte del equipo docente de LPF; dos años en los que disfruté de una experiencia que me enriqueció enormemente como docente y practicante de esta disciplina. Hoy combino como instructora  las clases de LPF con las de Pilates Reformer, dos disciplinas que lejos de enfrentarse se complementan. Cuento con la gran ventaja de tener los conocimientos adecuados que me permiten aplicar las adaptaciones necesarias para los/as alumnos/as que lo necesiten por sus circunstancias personales y patologías diversas, algo necesario hoy en día debido a la gran demanda de entrenamiento consciente y adaptado a las individualidades de cada usuario/a.

Quiero presentarles a Fernando Aparicio, uno de mis alumnos. Nos conocimos en 2017. Asistió a uno de los talleres que organizo de iniciación para nuevas incorporaciones y actualmente continua su práctica conmigo. Él mismo nos lo cuenta:

“Tengo 43 años, mido 1.95 y peso unos 86kg, llevo mas de 2 años practicando 1 o 2 veces a la semana,  además realizo fitness con pesas y aparatos 5 horas a la semana y pesca submarina siempre que puedo. 

Practico estos deportes por motivos de salud. 

La práctica de Low Pressure Fitness me ha permitido superarme en todas mis marcas en piscina y en el mar siendo capaz de aguantar hasta más de 5 minutos en apnea estática en piscina y mas de 2 minutos en apnea dinámica en el mar. Este ejercicio sin duda me da la forma física y resistencia que necesito para arriesgar menos la vida en mis pescas y mejorar la seguridad. Me ha enseñado a reconocer y comprobar mis limites de apnea, así como a aprender a respirar antes y después de bajar a las profundidades, encontrándome cómodo en inmersiones a pulmón hasta 30 metros de la superficie. Hacer este ejercicio es como un seguro de vida para cualquier apneísta.

 

Pero la cosa no queda ahí. La elasticidad, equilibrio y tono de todo el cuerpo ha mejorado, (nunca estuve tan bien, ni con 20 años). Estéticamente he visto músculos en mi abdomen que nunca antes había visto y que solo conocía en los libros de anatomía. Esto ha tenido un innegable efecto antienvejecimiento. El reflujo gastroesofágico y la tensión arterial para los que tomaba medicación desaparecieron. Debido a los ejercicios de suelo pélvico también ha mejorado la calidad de las relaciones sexuales. En el futuro, otros problemas que ahora no me preocupan, como la incontinencia y la impotencia, estoy seguro que por las publicaciones que así lo avalan y por sentido común, serán menos probable que las padezca. Hacen falta más años y más estudios para ver el alcance claramente beneficioso de esta practica deportiva.

Mi opinión al respecto es que este tipo de ejercicios deberían estar incorporados en la práctica habitual de cualquier deportista aficionado o profesional y de cualquier persona que quiera cuidar de su salud.”

Soy feliz con mi trabajo y me apasiona lo que hago. Low Pressure Fitness de alguna manera dio un giro a mi vida y a mi enfoque profesional, confío plenamente en lo que hago y disfruto mucho haciéndolo. Si eres profesional sanitario, del fitness, de la nutrición, deportista o para tu propia práctica personal, no dudes en formarte, en aprender, en integrar LPF en tu vida, obtendrás sin dudas una salud integral.

Marta Alonso 

LPF Certified Trainer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *